Servicio Profesional Electoral Nacional

El documento aprobado recupera la experiencia del Instituto Federal Electoral, cuya imparcialidad y profesionalismo en buena medida son resultado del servicio de carrera que instauró y que hoy goza de los mayores reconocimientos en el plano nacional e internacional.

Los servicios civiles de carrera han sido concebidos como un mecanismo eficaz para elevar los niveles de desempeño de las estructuras gubernamentales, mediante reglas de reclutamiento, permanencia, promoción y separación elaboradas con criterios estrictamente técnicos, alejadas de conveniencias y vicisitudes políticas. Los servicios de carrera, tienden a brindar continuidad y horizonte de largo plazo a la acción gubernamental y a ponerla al servicio de la ciudadanía, sin demérito de los énfasis que cada gobierno democrático resuelva imprimirle.
Así es como la reforma constitucional en materia político electoral de 2014 mandató la creación de un Servicio Profesional Electoral Nacional. El propósito es elevar las capacidades técnicas de todos los institutos electorales, nacional y de las entidades federativas, con apego claro y cabal a los principios de imparcialidad, equidad, independencia, profesionalismo, objetividad, certeza y máxima publicidad, que rigen la función electoral.
Por ello es de celebrar el significativo paso adelante que el pasado 30 de marzo dio el Consejo General del INE al aprobar las bases para la incorporación de los servidores públicos de los organismos electorales de los estados al Servicio Profesional Electoral Nacional.
El documento aprobado recupera la experiencia del Instituto Federal Electoral, cuya imparcialidad y profesionalismo en buena medida son resultado del servicio de carrera que instauró y que hoy goza de los mayores reconocimientos en el plano nacional e internacional. También es fruto de una larga y cuidadosa reflexión sobre las condiciones y procedimientos de ingreso, profesionalización y promoción existentes en las entidades federativas, con el propósito de consolidar prácticas que se han mostrado virtuosas y pertinentes, así como de aprovechar el talento y amplia experiencia con que cuenta el personal de los institutos electorales locales.
En consecuencia, se establecen dos mecanismos de incorporación; uno para los servidores públicos que formaban parte de servicios profesionales locales, y otro para quienes cuentan con amplia y positiva experiencia electoral en instituciones que no han implementado cabalmente un servicio de carrera. Los primeros serán incorporados por certificación; en tanto que los segundos lo harán mediante concurso público, primeramente cerrado para quienes se encuentren válida y legítimamente ocupando las plazas y puestos que ahora se definen como parte del SPEN, y, en caso de subsistir vacantes, concurso abierto.
De ese modo, las bases reconocen los conocimientos y experiencia de los Servidores Públicos que desempeñan funciones ejecutivas o técnicas en materia electoral. Como corresponde con todo sistema de carrera, se reconoce el mérito como premisa fundamental de incorporación; se valora la capacidad y experiencia del personal; y se toma en cuenta la profesionalización lograda.
Un atributo nada menor de las bases para la incorporación, es que respetan los derechos laborales adquiridos, a veces a lo largo de más de una década de esfuerzos, por el personal de los institutos locales. Es así, pues asumimos que, si bien el INE heredó un colectivo humano dotado de indudables habilidades y valores, en el ámbito estatal también existen trayectorias profesionales notables, que deben ser debidamente aprovechadas en favor de un sistema nacional de elecciones altamente profesional, con visión de Estado.
Lo preocupante es que hay sectores sociales, incluso de la clase política, que no aquilatan en su adecuada dimensión la relevancia de las instituciones electorales para la estabilidad y gobernabilidad. Un claro caso es el retraso en la entrega de presupuestos ya aprobados para la organización de las elecciones en diversos estados. Tal es el caso del estado de Veracruz, donde, a una semana que se inicie la impresión de boletas y material electoral, el gobierno adeuda al Instituto Electoral Veracruzano más de 200 millones de pesos.
Lo anterior sólo lo menciono para tener claras las dificultades políticas y financieras que va a enfrentar la implementación del Servicio Profesional Electoral Nacional; todo nuestro esfuerzo institucional se encaminará a cumplir lo establecido en la Constitución para consolidarlo.

Consejero Electoral del INE
Profesor de la UAM-I
@jsc_santiago
http://www.javiersantiagocastillo.com

Vía: La Crónica 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s