“Salvaguardar los derechos políticos fundamentales”-La Crónica de Hoy

Opinión de Javier Santiago Castillo.        31/05/2015

Hace unos días, la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ratificó su decisión de revocar el registro de Marcelo Luis Ebrard Casaubón como candidato de Movimiento Ciudadano a diputado federal por el principio de representación proporcional, otorgado primeramente como propietario y después como suplente, por el Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE).
En el fallo, la Sala argumentó que Ebrard se encontraba jurídicamente imposibilitado a ser registrado como candidato, suplente o propietario, debido a que, en su sentencia del 29 de abril, la mayoría de los Magistrados consideraron que el aspirante vulneró el principio de equidad en la contienda, al participar en dos procesos internos de selección de candidatos de manera simultánea; prohibición establecida en el numeral cinco del artículo 227 de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales. Asimismo determinó que el Consejo General del INE inobservó lo ordenado en la sentencia al otorgarle el registro como candidato a diputado federal suplente.
Más allá de nombres y aspiraciones consideré y considero que para el caso debe aplicarse el principio pro-persona y el control de convencionalidad a la que estamos obligados todas las autoridades del Estado Mexicano. En la resolución del Consejo General, que acompañé, se privilegió una interpretación extensiva de los Derechos Humanos, reconocida por el artículo 1° Constitucional y los Tratados Internacionales. Y lo hice de ese modo por tres razones. La primera, porque la sentencia de la Sala, del 29 de abril, no le despojó de sus derechos políticos. La segunda, porque se trataba ahora de una sustitución de candidatura, que tiene otro marco regulatorio en el que no se establece la prohibición aludida. La tercera, y a mi juicio la más relevante es que, ante una colisión de normas jurídicas, las autoridades deben encontrar un equilibrio entre ellas a fin de favorecer la protección más amplia a los derechos y libertades de las personas. Cabe decir que defendimos esta visión jurídica a sabiendas de una posible reconvención del TEPJF.
Por otra parte, en múltiples resoluciones la propia Sala ha favorecido este control de convencionalidad frente a posibles incumplimientos de requisitos legales para obtener el registro como candidato. Lo sorprendente, en el caso, es que a pesar de las múltiples muestras de posiciones progresistas, por parte de los Magistrados, en el caso resolvieron desde una interpretación distinta. De más está decir que la resolución del máximo órgano jurisdiccional en materia electoral será debidamente cumplida.
No podemos soslayar la realidad que subyace a toda interpretación jurídica. Es del todo entendible que a veces nuestra comprensión de los hechos a partir de los dispositivos de la ley se vea nublada por consideraciones de diversa índole. A nadie escapa que, en este caso, existía y existe una fuerte carga política. Pero la autoridad está obligada a poner freno a su subjetividad, para hacer prevalecer la ética de la responsabilidad, por encima de la persona concreta que sea objeto de juicio. Las decisiones políticas y sobre todo las jurídicas, no se confeccionan como trajes a la medida. En democracia, deben ser visiones y opiniones válidas para todos. Por ello acompañé la decisión colegiada de brindar la protección de la ley y conceder el registro como candidato a fin de salvaguardar sus derechos, es decir las libertades políticas de todos los gobernados.
Hay quien sostiene una opinión distinta de la adoptada por el Consejo General, el TEPJF en primer lugar, y afirme que debe aplicarse lo expresamente dispuesto en la ley, sin posibilidad de otras interpretaciones. No creo que sea el modo correcto de actuar de una autoridad en un país que ha avanzado normativamente de manera importante en el respeto a los derechos humanos. Las decisiones del Tribunal son definitivas e inatacables, pero no son indiscutibles. Con pleno respeto al Tribunal acato, pero disiento de su decisión.

*Consejero Electoral del INE/
Profesor UAM-I
@jsc_santiago
http://www.javiersantiagocastillo.com

Vía: http://www.cronica.com.mx/notas/2015/901266.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s